INTERNACIONALESNOTICIAS

Paradero desconocido del presidente iraní: ¿quién sería su sucesor en el caso de su muerte?

El presidente iraní, Ebrahim Raisí, se encuentra en paradero desconocido después de que su helicóptero realizara un aterrizaje forzoso en la provincia de Azerbaiyán Oriental, al noroeste del país. La situación generó gran preocupación tanto a nivel nacional como internacional, dada la importancia política y estratégica de su figura.

El helicóptero que transportaba a Raisí se vio obligado a aterrizar de emergencia en una zona montañosa entre Kalibar y Warzghan. Hasta el momento, las condiciones climáticas adversas, incluyendo densa neblina y fuertes lluvias, han impedido a los equipos de rescate localizar la aeronave. Más de 65 equipos de rescate están desplegados en la región, trabajando incansablemente para encontrar al presidente y a los otros ocupantes del helicóptero.

Incertidumbre política y sucesión presidencial

La desaparición del presidente Ebrahim Raisí, de 63 años, disparó las especulaciones sobre el futuro político de Irán. Según el artículo 131 de la Constitución de la República Islámica de Irán, “en caso de fallecimiento, destitución, dimisión, ausencia o enfermedad por un tiempo superior a dos meses del Presidente de la República, el vicepresidente primero de la República tomará el mando”. Sin embargo, este traspaso de poder debe contar con el consentimiento del Líder Supremo, Ali Jamení.

Actualmente, Mohammad Mokhber, de 68 años, ocupa el cargo de primer vicepresidente. Mokhber, que fue sancionado por Estados Unidos desde 2021, desempeñó anteriormente roles importantes, incluyendo la dirección del conglomerado “Ejecución de la Orden del Imán Jomeiní” (EIKO).

En caso de que Mokhber asuma la presidencia, se formaría un consejo integrado por el presidente del Parlamento, el presidente del Poder Judicial y el vicepresidente primero, que tendría un plazo de 50 días para organizar elecciones y elegir a un nuevo presidente, conforme a lo estipulado en la Constitución.

Si el primer vicepresidente no pudiera desempeñar sus funciones por cualquier motivo, el Líder Supremo nombraría a otra persona para ocupar su lugar.

​La Voz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: