NACIONALESNOTICIAS

Finalizó la reunión entre el Gobierno y las universidades nacionales por la actualización del presupuesto: habría acuerdo

Luego de meses de reclamos y una masiva marcha que copó el centro porteño el mes pasado, las universidades nacionales habrían conseguido un 270% de aumento para los gastos de funcionamiento en una reunión entre representantes de los rectores y del Gobierno. Se trata de la misma actualización que ya consiguió la Universidad de Buenos Aires (UBA) hace dos semanas, por lo que resolvió suspender la emergencia presupuestaria.

Según pudo saber LA NACION de fuentes al tanto del encuentro, el ajuste “será el 270% en cuotas iguales desde junio”. El secretario de Educación, Carlos Torrendell, y el subsecretario de Políticas Universitarias, Alejandro Álvarez, volvieron a recibir hoy a las autoridades del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN), el organismo que nuclea a las autoridades de las casas de estudios superiores que dependen del Estado nacional.

Los rectores se encuentran ahora evaluando la propuesta en una reunión virtual del comité ejecutivo y luego emitirán un comunicado. También se espera que, como sucedió de encuentros anteriores, el Gobierno difunda alguna comunicación.

El vocero presidencial, Manuel Adorni, había adelantado el miércoles pasado en su habitual conferencia de prensa que se formalizaría hoy el ajuste en los gastos de funcionamientos en torno al 270% para las demás universidades nacionales. Luego, la cartera de Capital Humano informó que recibiría hoy a las autoridades del CIN “a fin de retomar la agenda de trabajo conjunta en torno a la actualización del presupuesto universitario 2023/2024″.

“Buscarán acordar la creación de una comisión para la confección del presupuesto 2025 y analizará las medidas existentes para profundizar la transparencia de los fondos que se transfieren a las instituciones universitarias y el debido cumplimiento de las rendiciones de dichos gastos”, difundieron desde Capital Humano.

Ciencia e infraestructura

Habían adelantado, además, que evaluarían “la situación de los investigadores, centros de administración compartida con el Conicet e infraestructura para el desarrollo de la investigación” y el “estado de situación del Plan de Infraestructura Universitaria, las restricciones presupuestarias y la racionalización de los fondos otorgados por la Subsecretaría de Políticas Universitarias (SSPU)”.

Se trata de dos de los cinco puntos que reclamaban los rectores al Gobierno y habían adelantado en el acto en Plaza de Mayo durante la marcha universitaria federal, el 23 de abril. Luego de la multitudinaria convocatoria, los rectores ya se habían reunido con el Gobierno el 30 de abril pasado, cuando “avanzaron en el diálogo”, pero no hubo una propuesta concreta de las autoridades.

Esta finalmente llegó en vísperas de la sesión especial convocada por el bloque de la UCR en la Cámara de Diputados para discutir el financiamiento universitario y luego de que el Gobierno acordara únicamente con la UBA –cuya cara visible es su vicerrector y dirigente radical Emiliano Yacobitti– actualizar sus gastos de funcionamiento, así como un 300% de actualización para los hospitales universitarios y las funciones vinculadas al área asistencial. Esto provocó que las 60 casas de estudios restantes denunciaran discriminación y reclamaran la misma suba.

LA NACION

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: