INTERNACIONALESNOTICIAS

El portaaviones USS George Washington llegó a Argentina para ejercicios conjuntos

El imponente portaaviones nuclear estadounidense USS George Washington arribó este lunes a aguas argentinas, marcando un nuevo hito en la cooperación militar entre ambos países. Aunque no atracará en ningún puerto, el buque participará en ejercicios conjuntos con la Armada Argentina, denominados “Gringo-Gaucho II”, que se desarrollarán en el Mar Argentino el 30 y 31 de mayo.

La llegada del USS George Washington, parte de los ejercicios “Southern Seas 2024″ (Mares del Sur), tiene como objetivo principal fortalecer la interoperabilidad y la capacidad operativa marítima entre Argentina y Estados Unidos. Estos ejercicios conjuntos, que no se realizaban desde hace 14 años, permitirán a las armadas de ambos países mejorar sus tácticas antiaéreas, realizar operaciones de Visita, Registro y Captura (VRC), y perfeccionar sus Técnicas y Tácticas Navales (CITT).

La presencia del portaaviones estadounidense en aguas argentinas coincide con el nuevo rumbo que ha tomado la política exterior del país desde la asunción del presidente Javier Milei el pasado diciembre. El mandatario libertario ha mostrado un fuerte interés en estrechar lazos con Estados Unidos, considerándolo un “faro” en materia de política exterior junto a Israel.

De hecho, el Congreso argentino aprobó este año la participación en estos ejercicios navales, algo que no sucedía desde 2010. Este acercamiento a Estados Unidos podría ser un paso importante en las aspiraciones de Argentina de convertirse en “socio global” de la OTAN, una iniciativa que Milei ha impulsado con fuerza.

Más allá de su componente militar, la visita del USS George Washington también tiene una clara dimensión geopolítica. Se enmarca en la estrategia estadounidense de contener la creciente influencia de China en Latinoamérica, una región que Pekín considera de vital importancia para sus intereses económicos y comerciales.

La llegada del portaaviones a Argentina, junto a la reciente compra de 24 aviones cazas F-16 a Dinamarca y la visita de la comandante del Comando Sur de Estados Unidos, la general Laura Richardson, envía un mensaje claro: Argentina está comprometida con la cooperación militar con Estados Unidos y busca un papel más activo en el escenario geopolítico regional e internacional.

La presencia del USS George Washington en aguas argentinas marca un nuevo capítulo en la relación entre ambos países. Los ejercicios conjuntos y el acercamiento estratégico auguran un futuro promisorio para la cooperación militar y la defensa de los intereses comunes en la región.

​La Voz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: