INTERNACIONALESNOTICIAS

Quién es la princesa Leonor, la heredera del trono en España

El 31 de octubre de 2023, en el día de su 18° cumpleaños, la hija mayor del rey de España, Felipe VI, protagonizó el acto a partir del cual podrá legalmente suceder como jefa de Estado a su padre. La princesa Leonor juró fidelidad a la Constitución, en una ceremonia con pompa en el Parlamento español.

Las cámaras se posaron sobre Leonor de Borbón Ortiz, quien prestó el mismo juramento que pronunció su padre, entonces príncipe, cuando cumplió 18 años en 1986.

Leonor se convirtió en la princesa heredera cuando Felipe VI fue proclamado rey el 19 de junio de 2014. Su rostro acaparó recientemente las portadas de la prensa, que acuñó el término “Leonormanía” en referencia a su creciente popularidad como la nueva generación de la futura monarquía.

La historia de Leonor, la heredera del trono de España

Leonor nació durante el reinado de su abuelo, el rey Juan Carlos I. Cursó sus estudios primarios y secundarios en el Colegio de Santa María de los Rosales de Madrid, el mismo colegio en el que se educó su padre. Tras finalizar la educación secundaria, realizó un Bachillerato Internacional en el UWC Atlantic College de Gales (Reino Unido). En agosto de 2023, empezó su formación militar en la Academia General Militar.

En 2014, cuando su padre fue proclamado rey tras la abdicación de su abuelo, Leonor se convirtió en heredera de la Corona, asumiendo los títulos tradicionales inherentes a esta condición, a saber: princesa de Asturias, princesa de Gerona, princesa de Viana, duquesa de Montblanch, condesa de Cervera y señora de Balaguer.

Nació a la 1.46 horas del 31 de octubre de 2005 en el Hospital Ruber Internacional de Madrid, primogénita de los entonces príncipes de Asturias, Felipe de Borbón y Letizia Ortiz, y séptima nieta de los reyes Juan Carlos I y Sofía —la tercera niña—, convirtiéndose en infanta de España y segunda en la línea de sucesión a la Corona.

Pesó 3,54 kilogramos y midió 47 centímetros. El príncipe Felipe declaró que se llamaría Leonor “porque tiene muchos vínculos históricos y nos gustaba”.

Su nacimiento reabrió un debate sobre la sucesión establecida en la Constitución, que prefiere a los varones sobre las mujeres. Pero finalmente será ella la heredera del trono.

Fue bautizada el 14 de enero de 2006 en una ceremonia en el Palacio de la Zarzuela oficiada por el arzobispo de Madrid, a la que asistieron algo más de ochenta personas. Sus padrinos fueron sus abuelos paternos, los reyes. Recibió el nombre de pila de Leonor de Todos los Santos.

A lo largo de estos 10 años como heredera al trono, Leonor no ha estado sola. Además de sus padres, que la guían y ayudan en esta empresa, la futura reina cuenta con un apoyo extra: su hermana pequeña, Sofía. Sus circunstancias vitales han hecho que las jóvenes hayan estado muy unidas toda su vida. Prueba de ello son los constantes gestos, palabras y miradas cómplices que las hermanas se han dedicado desde que eran pequeñas.

“Me debo, desde hoy, a todos los españoles. Serviré con todo momento con respeto y lealtad. No hay mayor orgullo. En este día tan importante que voy a recordar siempre con emoción, les pido que confíen en mi, como yo tengo puesta toda mi confianza en el futuro de nuestra nación, en el futuro España”, dijo cuando juró la Constitución.

La imagen de la princesa Leonor: empata con su padre y supera a su abuela

La primogénita de los Reyes no solo consigue el hito de empatar con el Jefe del Estado, lo que da una buena muestra del buen futuro que le espera a la Corona en la persona de Leonor. También supera por primera vez a su abuela paterna, doña Sofía, quien hasta ahora siempre había ocupado la segunda posición en la lista de los más valorados.

Este 2024, la emérita obtiene una nota de un 6, la misma que la infanta Sofía. Por su parte, doña Letizia también sube, y roza el ‘bien’ con un 5,9. La curva de la Reina también ha sido ascendente, y anota un punto más que en 2019, cuando consiguió un 4,9.

Sobre los atributos de la princesa Leonor, lo que más se valora de ella, con un 7,2, es su compromiso con la Corona. En segundo lugar, se encuentra su capacidad de aportar modernidad a la institución, con un 6,6. La cercanía (6,1) y sus dotes comunicativas (6) son los elementos con menor valoración, aunque superan claramente el aprobado. La encuesta fue realizada por el Instituto IMOP Insights para Vanitatis.

​La Voz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: